cartelmujerespng

MUJERES DE MIS SUEÑOS

Andrés Vázquez de Sola, como muchos de los grandes artistas varones ha empleado gran parte de su trabajo y su talento en reflejar imágenes de mujeres. Como él mismo dice «las mujeres de mis sueños», al igual que Picasso, Rafael o Veronés reflejaban las mujeres de los suyos.

Su talento pictórico es indiscutible y su sabiduría y buen hacer lo emplea en configurar exactamente el cuerpo y el alma de las mujeres que pinta, de las mujeres que sueña, porque a muchas de ellas nunca las conoció ni supo demasiado sobre sus vidas.

Vázquez de Sola muestra en esta gran exposición su espíritu libre como dibujante, su control del color y su dominio de estilos pictóricos diversos, para reflejar a mujeres diversas ya que, a diferencia de otros pintores, él no tiene «una mujer de sus sueños» sino muchas. Todas grandes y distintas a las que había que construir pictóricamente sin dar ningún margen a la confusión de unas con otras. De haber existido esta confusión no sería posible el observar cual es el sueño, el amor o la reflexión que cada una de estas mujeres provocaba en su espíritu de artista.

Todos los retratos son espléndidos y acertados, algunos profundamente emocionantes como el de Pastora Pavón (Niña de los Peines) Vázquez de Sola no puede resistir la tentación de escribir algunas frases junto a cada cuadro de las mujeres que pinta como parte de la obra. Sus comentarios son curiosos pero más interesante es quizá el saber por qué los hace. Su obra, como toda gran obra de arte no necesita necesaria- mente comentarios. El artista lo sabe y por ello sus palabras las centra en la mujer representada.

Desea de alguna manera enfriar con palabras distantes, a veces pretendidamente objetivas o irónicas, la emoción tan grande que ha puesto en la creación de sus cuadros, a los que no se ha acercado como un «conocido» sino como un verdadero amante. Como un amante de la belleza, de la inteligencia, de la fuerza y de la sabiduría de miles de mujeres. Es posible que el alma de pintor enamorado de Andrés Vázquez de Sola escriba junto a sus cuadros no para el público que los observa, sino para la mujer del cuadro en un intento de justificar que a ella la ha amado mucho pero, cuidado, también a otras.

Enhorabuena a este gran artista y nuestro más profundo agradecimiento por la magnífica exposición de una obra de sueños de toda una vida.

 

ASUNCIÓN JÓDAR MIÑARRO

Concejala-Delegada de

Mujer y Relaciones Institucionales

Granada. 2003